chinochano
            El mundo chino al alcance de tu chano


Inicio


En toda la web
En Chinochano

Recibe chinochano
en tu correo

Mándame un email,
que es gratis:


Chinochanadas
en Feisbuk
y en Twitter




Estos posts
te pueden servir
Estudiar mandarín en China 

Encontrar trabajo en China 

Hacer negocios en China 

Buscar piso
en China
 

Encontrar hispanos en China 

Tu nombre
en chino
 

Preparar el viaje
a China
 

Clima en China 

Llamar por teléfono desde China 

Ver TV china
en español
 

Libros sobre China 

Las mejores pelis chinas 

Chino mandarín
en tu ordenador
 

Hoteles en Pekín 

Restaurantes
en Pekín
 

Bares en Pekín 


Y si quieres ahondar
en un tema, aquí tienes posts sobre...
01. Música china
o sobre China


02. Cine y TV
en China


03. Arte y literatura de China

04. Historia
de China


05. Idioma chino

06. Comer y beber en China

07. Viajes por China y alrededores

08. Política y actualidad en China

09. Vida cotidiana en China

10. Nombres y apellidos chinos

11. Pekín,
esa ciudad


12. Shanghai,
esa ciudad


13. Hong Kong y Cantón, esas ciudades

14. Tíbet y Xinjiang

15. Taiwán

16. Fútbol chino

17. Otros deportes en China

18. Bellezas chinas

19. Amor y sexo
en China


20. Asuntos personales

21. China en mapas

22. Consultorio
para los lectores


23. Juegos
para los lectores


24. Cosas inclasificables

Archivos
Agosto 2014 
Julio 2014 
Junio 2014 
Mayo 2014 
Abril 2014 
Marzo 2014 
Febrero 2014 
Enero 2014 
Diciembre 2013 
Noviembre 2013 
Octubre 2013 
Septiembre 2013 
Agosto 2013 
Julio 2013 
Junio 2013 
Mayo 2013 
Abril 2013 
Marzo 2013 
Febrero 2013 
Enero 2013 
Diciembre 2012 
Noviembre 2012 
Octubre 2012 
Septiembre 2012 
Agosto 2012 
Julio 2012 
Junio 2012 
Mayo 2012 
Abril 2012 
Marzo 2012 
Febrero 2012 
Enero 2012 
Diciembre 2011 
Noviembre 2011 
Octubre 2011 
Septiembre 2011 
Agosto 2011 
Julio 2011 
Junio 2011 
Mayo 2011 
Abril 2011 
Marzo 2011 
Febrero 2011 
Enero 2011 
Diciembre 2010 
Noviembre 2010 
Octubre 2010 
Septiembre 2010 
Agosto 2010 
Julio 2010 
Junio 2010 
Mayo 2010 
Abril 2010 
Marzo 2010 
Febrero 2010 
Enero 2010 
Diciembre 2009 
Noviembre 2009 
Octubre 2009 
Septiembre 2009 
Agosto 2009 
Julio 2009 
Junio 2009 
Mayo 2009 
Abril 2009 
Marzo 2009 
Febrero 2009 
Enero 2009 
Diciembre 2008 
Noviembre 2008 
Octubre 2008 
Septiembre 2008 
Agosto 2008 
Julio 2008 
Junio 2008 
Mayo 2008 
Abril 2008 
Marzo 2008 
Febrero 2008 
Enero 2008 
Diciembre 2007 
Noviembre 2007 
Octubre 2007 
Septiembre 2007 
Agosto 2007 
Julio 2007 
Junio 2007 
Mayo 2007 
Abril 2007 
Marzo 2007 
Febrero 2007 
Enero 2007 
Diciembre 2006 
Noviembre 2006 
Octubre 2006 
Septiembre 2006 
Agosto 2006 
Julio 2006 
Junio 2006 
Mayo 2006 
Abril 2006 
Marzo 2006 
Febrero 2006 
Enero 2006 
Diciembre 2005 
Noviembre 2005 
Sicilia 1947 


Mis posts
favoritos
Principios fundacionales de Chinochano 

El birrograma 

China conquista
el mundo
 

China rebautizada 

Un país de 5 

Etnias de China 

¡¡Me llamo
Josep Lluis!!
 

Pongamos que hablo de Pekín 

Gracias a la China 

Gripe pekinar 

Alfabeto chino 

El post más polémico 

Agujeros 

Aprende a ligar
con Richar
 

Una vez
fui activista
 

¿Te quedas
o te vas?
 

Colección de objetos superfluos 

China élfica 

Las cabezas de YSL 

Der Untergang
aus Kochinnen
 

Triciclos de China 

Hasta el infinito
y más allá
 

Supermegaofensivo 

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios



Publicidad

Photobucket - Video and Image Hosting

Photobucket - Video and Image Hosting

 


Enero del 2007


Cine del güeno

31 de Enero, 2007, 0:01


China, ya lo he dicho muchas veces, es el paraíso de los DVDs pirata, que suelen costar menos de un euro y son de una calidad mucho mejor que los de los "top manta" hispanos. Hollywood y las SGAEs (o SGAChinas) algún día acabarán con esta bonita coyuntura, pero de momento, aquí se compran películas como si fueran piruletas.

Si hubiera que ponerle una pega a este paraíso cinematográfico, sería diciendo que muchas de las tiendas chinas de DVDs sólo venden superestrenos de Hollywood (o películas chinas, claro). A mí me encanta el cine hollywoodiense, pero claro, todos los días cansa... Y el cine chino, pues bueno, con ver las de Zhang Yimou y unas pocas más ya me doy por satisfecho.

Pero no todas las tiendas de DVDs chinas son así, y hay muchas en las que se puede encontrar de todo: cine clásico, rarezas, Bollywood, cine iraní... o en español.

No es raro, por ello, encontrar películas de Almodóvar en tiendas que no sean 100 por 100 Hollywood. Muchos chinos ya conocen las obras del manchego, sobre todo la gente con cierta culturilla. Aunque suelen ser las del último Almodóvar: "Volver", "Hable con ella", "Carne Trémula", etc.

Por ello, encontrar la semana pasada "Pepy, Lucy, Bom y otras chicas del montón" en versión china (foto de arriba) fue un sorprendente hallazgo. La traducción al chino de su título es algo así como "grupo de mujeres violentas", que suena a canción de
Def Con Dos.

Otro director español que no es raro hallar en las tiendas chinas, no sé por qué, es Julio Medem. Quizá porque su cine "de autor" gusta a los intelectuales chinos. No es raro ver copias de "Vacas" o "Lucía y el Sexo", por ejemplo.

De otros directores ya es más complicado, aunque recientemente encontré y compré "7 vírgenes" y nada más y nada menos que "El espíritu de la colmena", que tiene pinta de ser bastante rara pero la intentaré ver en algún día raro. También compré y vi "El cielo abierto", con guión de la genial Elvira Lindo.

Y una buena noticia: de Garci... ¡no hay ni una!

Además se puede encontrar de vez en cuando cine latinoamericano, incluso aquel que no llega a España. Una rara película uruguaya de la que mi sobrina habló el otro día en su blog me la compré yo hace unos años aquí, por ejemplo. También he visto la espeluznante historia venezolana "Secuestro Express" o la cinta de terror mexicana "Cronos", entre otras.

En general, estas películas suelen estar sin doblar y con subtítulos en chino, aunque no siempre ocurre así. Una vez compré "Hable con ella" y la habían doblado al francés, no se podía escuchar en el español original. Creo de hecho que muchos chinos creen que Almodóvar es francés (como suele suceder con Picasso, Buñuel y otros genios españoles "abducidos" por Francia).

Los subtítulos suelen ser en chino e inglés, aunque a veces uno se encuentra cosas más raras. Una vez me compré en Pekín una peli con subtítulos en vasco. No era española, sino francesa: "El marido de la peluquera", que también incluía subtítulos en bretón y en corso.

Me gustaría poder daros aquí direcciones de tiendas de DVDs, pues hay algunas que son auténticas joyas pequinesas, pero por miedo a que las cierren y se acabe el pastel, no las puedo dar, lo siento. Quizá por email...

Enlace Permanente

Por ahora hay 11 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



A pesar de los pesares,
hablaré de dragones

30 de Enero, 2007, 0:01

Los más veteranos lectores de este blog a lo mejor recuerdan que su subtítulo antes no era "el mundo chino al alcance de tu chano", sino "un blog en el que no aparece la palabra dragón".

Pues bien, hoy voy a hablar de dragones, así que me tengo que comer mi orgullo con patatas.

Hablaré de ellos porque, últimamente, ha surgido cierto debate entre sociólogos chinos respecto a la figura del dragón. Están sorbiéndose los sesos porque, mientras en Oriente el dragón es un animal positifo (el símbolo nacional de China), en Occidente es un animal negatifo (un monstruo cruel que devora princesas).

Fue por esa complicada dicotomía que China decidió que entre el rebaño de mascotas para los JJOO de Pekín 2008 no hubiera un dragón, pese a que muchos lo habían pedido.

Algunos expertos chinos opinan que el hecho de que el dragón sea el símbolo nacional ha contribuido a la mala imagen del país en el extranjero, donde se ve a China como un país agresivo, igual que un dragón (occidental).

Yo, personalmente, creo que aunque China tuviera como símbolo a la cucaracha, tendría mucho mejor prensa en el extranjero si, por ejemplo, eliminara la pena de muerte, pero en fin, dejemos a los expertos chinos que opinen:

- Unos han dicho que China debería abolir el dragón como símbolo de la civilización china, aunque casi todo el mundo se ha mostrado en contra de esta idea (aparte de que sería difícil aplicarla).

- Otros han dicho que lo que hay que hacer es diferenciar claramente al dragón occidental del oriental, y para ello, por ejemplo, se les puede llamar de formas diferentes. Un experto propone que al dragón chino no se le llame dragón, sino loong.

En fin, gustos para todo... Yo, personalmente, creo que estos expertos están exagerando un poco, porque en Occidente el dragón, aunque originalmente fuera un animal que causara temor, hoy en día ya no es tan pavoroso.

Mi tierra, Aragón, ofrece claros ejemplos de que el dragón ya no es tan fiero como lo pintaban antaño. El patrón de Aragón es, como en Cataluña e Inglaterra, San Jorge, famoso porque mató, precisamente, a un dragón:


Por ello, en Aragón hay muchos lugares, clubes y organizaciones que se llaman "San Jorge", y algunos de ellos no toman al santo como símbolo, sino al dragón, lo que indica que el animal mitológico no tiene tan mala prensa y es tan admirado o más como el héroe que lo mató. Como muestra, tenéis aquí las insignias del club de fútbol San Jorge (de Huesca) y del grupo de montaña San Jorge (de Zaragoza):

       

En fin, que no se preocupen los chinos, que no les tenemos miedo a que nos escupan fuego. Hay que cambiar otras cosas en el país para que tenga mejor fama, mucho menos simbólicas y más reales.

Enlace Permanente

Por ahora hay 4 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



¡Help, ayúdame!
(en tu amistad he puesto toda mi fe)

29 de Enero, 2007, 0:01

Hoy, más que para contar cosas sobre China, escribiré para pediros sugerencias, consejos y opiniones que puedan ayudarme, a mí y a otros que tengan el mismo problema que yo.

China ha decidido ponerse muy dura con el cobro de impuestos, especialmente con colectivos más privilegiados, como los ricos, los artistas... y los extranjeros, que, por qué negarlo, solemos cobrar bastante más que el ciudadano chino medio. Por ello, yo a partir de ahora voy a tener que pagar por lo menos 10 veces más impuestos de lo que pagaba hasta ahora (que, lo reconozco, era poco).

Y lo que quiero de vosotros, aquellos que sepáis algo, es: ¿Por qué cosas puedo desgravar para pagar menos impuestos? ¿Qué documentación hace falta para tener más desgravaciones y cómo conseguirla?

No es que no quiera ser un honorable ciudadano, que cumpla sus obligaciones fiscales y vaya al templo -budista- los domingos, pero creo que ya contribuyo bastante a la economía de este mi país adoptivo y adoptante, pues me gasto casi todo mi sueldo aquí y no me he llevado ningún "ahorrillo" a mi España natal, ya que soy bastante despilfarrador.

En principio no está mal que China sea estricta, pero... ¿qué dará a cambio de que nosotros paguemos más impuestos? La sanidad y la educación en este país siguen siendo de pago: si yo me pongo enfermo, he de pasar por caja del hospital antes de que me atiendan. Si tuviere un hijo y lo matriculare en una escuela china, hubiere de pagar bastante dinero, aunque se tratare de un colegio público.

Espero, por lo menos, que tras la recaudación más estricta de impuestos podamos ver AHORA, no dentro de unos años, una sanidad y una enseñanza gratuitas. Vamos, que no queremos que nuestro dinero se lo gaste el teniente de alcalde de turno en tener varias amantes en las afueras de la ciudad.

Enlace Permanente

Por ahora hay 7 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



Coles son amores

26 de Enero, 2007, 0:01

Pese a que mi familia vivió y trabajó en el campo hasta finales de los 70, yo soy incapaz de diferenciar a las plantas entre sí. Todas me parecen prácticamente iguales, verdes y con hojas. Ponme un chopo delante, e igual le doy un mordisco pensando que es una berenjena.

De todas formas, yo diría que lo que vi el otro día en Shanghai, adornando una céntrica calle en plan parterre, eran coles como ésas que se comen con patatas:


No es la primera vez que veo adornos "florales" así, con coles (o algo muy parecido a ellas). A veces son blancas como las de arriba, y otras moradas, como la col lombarda. O combinaciones de ambas (ya puestos, ¿por qué no poner unos tomates para dar color?).

No me extrañaría nada que los chinos usaran esa planta como adorno, ya que forma parte importantísima de su cultura y de su dieta. Aquí es conocida como "baicai", que traducido literalmente y mal podría entenderse como "verdura blanca".

En China se comen cantidades industriales de esta hortaliza, y no es raro ver en el campo caravanas de camiones que llevan miles de coles -y también lechugas- a las ciudades, donde las esperan con avidez y las cocinan con vinagre.

En esta época, como en el norte de China -Pekín incluido- hace mucho frío, es frecuente ver en los barrios humildes decenas de coles apiladas en las puertas y ventanas de las casas, al aire libre, pues el invierno norteño actúa de nevera gigante. Junto a las cocinas de comedores universitarios y restaurantes se pueden ver hasta cientos, miles de ellas, formando verdaderas murallas coleras. Esto se produce porque muchos chinos compran de una tacada todas las que van a comer en invierno, ya que así les sale más barato.
Tan barato que no temen que nadie se las lleve, aunque estén en plena calle.

Enlace Permanente

Por ahora hay 19 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (2)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



Kapuscinski y China

24 de Enero, 2007, 0:01


El periodista polaco Ryszard Kapuscinski, uno de los mejores testigos del siglo XX, nos acaba de dejar. Triste pérdida, pero queda pensar que el hombre tuvo una vida fantástica, en la que viajó por todo el mundo, vio en directo la historia y la contó mejor que nadie.

Cuando sea mayor quisiera ser como él, aunque no sé si yo tendría los bemoles que él tuvo para ver en directo la revolución islámica de Irán, las guerras africanas, el golpe de Pinochet...

Kapuscinski fue corresponsal en China, en los 50, coincidiendo con los primeros años del régimen de Mao (unos años de esperanza en la revolución maoísta que no tardarían mucho en acabar de forma bastante decepcionante). No sé mucho de su estancia por aquí ni de sus escritos, pero mi amigo Jose me contaba el pasado fin de semana que el periodista polaco no estuvo muy a gusto en este país, por algo que nos suele pasar a todos: la barrera del lenguaje.

En el mar del mandarín, Kapuscinski sintió que no se estaba enterando bien de lo que realmente pasaba en China, y fiel a su espíritu, decidió irse a otro destino antes que escribir cosas que no podía conocer a fondo.

En 50 años, las cosas no han cambiado tanto en China, por lo menos en lo que a hacer periodismo se refiere. Sigue siendo muy complicado. Hay más fuentes de información pero casi siempre indirectas: internet, comunicados, ruedas de prensa... A ello se suma la parquedad de los chinos a la hora de hacer declaraciones. Pero seguiremos intentándolo...

En sus artículos, siempre tan interesantes, Kapuscinski contemplaba a la China actual con esperanza. Contó por ejemplo que mientras los tecnócratas estadounidenses prometen grandes proyectos para introducir ordenadores en África, los chinos están encabezando una campaña más silenciosa pero con resultados más reales: están vendiendo millones de bolígrafos en las zonas más remotas del olvidado continente africano. Primero, que los africanos puedan escribir en papel, ya hablaremos luego de que usen Internet.

En mi post de ayer, cuando escribí que en el futuro los conflictos y el meollo de la actualidad se dictarán en el Pacífico y no en el Atlántico, lo hacía influido por un artículo que acababa de leer escrito precisamente por Kapuscinski.

En él, además, el periodista polaco opinaba que China hará sombra a EEUU, y que una de las claves del éxito del país asiático es la frugalidad de los chinos, su capacidad para vivir con lo justo y su aguante.

Valga este artículo como humilde adiós a Kapuscinski, al que le tocó, como a mí, trabajar en una agencia de noticias, con las ventajas e inconvenientes que ello supone.

Enlace Permanente

Por ahora hay 16 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



¡Rápido, al refugio nuclear!

23 de Enero, 2007, 0:01

Los chinos han tirado un misil que ha destruido un satélite viejo. ¿Por qué tanto follón? ¿Veremos trozos de chatarra china mañana en el telediario, cuando ofrezcan las imágenes del Metosat?

Entiendo que China no ha actuado bien. De hecho, ha actuado como Corea del Norte: tirando un petardo para asustar a EEUU. Pero Washington, el que más se ha quejado del tema, destruía satélites a cañonazos en la época de Reagan, y eso le sirvió para asustar a la URSS y acelerar su defunción. ¿Hay tanta diferencia?

Por supuesto, no soy partidario del uso de las armas. Ójala las pistolas no se usaran nunca y todos viviéramos en la Aldea del Arce. Pero ya sabemos que la política internacional no funciona así. Y mira, entre usar bombas para bombardear países y utilizarlas para asustar, me inclino por lo segundo.

Allá los americanos con sus saturadoras noticias sobre la amenaza amarilla. Quizá en el fondo tengan razón, pero, de tanto repetirlo, acaban cansando al más paciente. Los que por trabajo estamos obligados a leer lo que la prensa americana dice sobre China estamos realmente agotados de que prácticamente a diario salga en los periódicos un oficial del ejército estadounidense con esa cantinela. ¿Con qué autoridad moral?

En fin, lo bueno de este asunto es que, si al final EEUU tiene razón y China acaba convirtiéndose en una superpotencia, las habas se cocerían en el Océano Pacífico y no en el Atlántico. España y el resto de Europa no estarían tan en medio del ajo como estaban en la época de la Guerra Fría entre EEUU y la URSS. A lo mejor ni siquiera tendríamos misiles apuntados contra nosotros...

Pekín dice que no es un país agresivo y nunca invadirá otros. No siempre es bueno creerse la propaganda china, pero en este caso confío en ellos. Si con lo superpoblado y escaso de recursos que ha estado el país a lo largo de la historia apenas ha invadido otros... ¿Por qué lo haría ahora?

China ya tuvo una ocasión de invadir al mundo y la desaprovechó. En el siglo XV tenía la mejor flota del planeta, capaz de ganar a cualquier otra. De repente, el emperador la decidió quemar porque creyó que le daba mala suerte, Desde entonces, China ha invadido bastante poco para lo que podría haber invadido (aunque a lo mejor no piensan lo mismo en Vietnam, Tíbet, Xinjiang...).

Si un día China invadiera el mundo, espero que por lo menos instaure en todas sus colonias los mismos precios que en el centro del imperio. ¡DVDs a 1 euro! ¡Cervezas a 30 céntimos! Alguno a lo mejor se lo pensaba y se alistaba en el Ejército Rojo.

PD: Al escribir este blog me he acordado de que el otro día, cuando hablé de canciones españolas en las que se nombraba a China, se me olvidó una muy importante: La amenaza amarilla, de Los Nikis.

Enlace Permanente

Por ahora hay 2 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



El Rompepuertas

22 de Enero, 2007, 0:01

Una de las cosas que más me impresionan de mi estancia en Pekín es mi gran facilidad para romper puertas en esta ciudad. En cinco años aquí me he cargado cuatro, así que casi voy a una por año.

Las circunstancias en las que rompí las puertas han variado, aunque hay algunos factores comunes, entre los que podemos citar:

- La mala calidad, nula calidad, horrorosa calidad, de las puertas chinas, así como de muchos otros elementos de las casas de este país.

- La también escasa calidad de mi cerebro, o dicho de otra forma, la falta de recursos a la hora de afrontar situaciones complicadas o de ir con cuidado por la vida.

La primera vez que rompí una puerta -siempre hay una primera vez- fue a eso de las tres de la madrugada, cuando regresaba de una fiesta a mi casa. Si hubiera sido a otra hora, quizá hubiera optado por llamar a un cerrajero, pero en ese momento, quizá confundido por la noche y algo de alcohol, y con pocas ganas de regresar al frío nocturno de Pekín, decidí empezar a darle patadas a la puerta hasta descerrajarla. Que un alfeñique como yo pueda abrir una puerta a base de golpes de pata os da una idea de la calidad de los portales chinos.

También fue sorprendente el hecho de que ni un sólo vecino se molestara a ver quién estaba dando golpes ensordecedores en el rellano, ni llamara a la policía. Una muestra, quizá, de que los chinos están completamente blindados contra el ruido. Ninguno les molesta, lo cual no es precisamente una ventaja para las sufridas orejas extranjeras.

Sólo al día siguiente, a media mañana, vino la viejecita que era mi vecina -la misma que exterminó mis cucarachas- y me preguntó que qué había sido el ruidillo de la noche anterior.

Los chinos, quizá sabedores de que las puertas de madera en el país son bastante endebles, suelen colocar en numerosas ocasiones una doble puerta de entrada: en la parte más interior está la de madera, y en la más exterior una de metal, a veces forrada con los mismos adornos que se colocan en las casas rurales (símbolos de bienvenida al Año Nuevo, el caracter "felicidad", etc).


Lo de la dobre puerta es otro síntoma del temor de los chinos a los ladrones, que también les mueve a enrejar ventanas por doquier, como ya comenté en este blog hace unos días.

Ayer me mudé de casa, y nuevamente tengo ante mí una entrada con dos puertas y tres cerraduras. ¡Temblad!


ACTUALIZACIÓN (28/12/2012): Casi un sexenio después, mi funesta relación con las puertas en China escribió un nuevo capítulo la pasada madrugada (menuda inocentada). La cerradura de mi nueva casa se trabó y tuve que llamar a un cerrajero... Por cierto que vaya manera más curiosa que tienen de abrir puertas (aunque no la cuento porque puede ser usada por enemigos de lo ajeno).

Enlace Permanente

Por ahora hay 8 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (1)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



De guiri en Pekín

18 de Enero, 2007, 0:54


Estos días estoy escribiendo menos porque estoy de turista por China. Un amigo africano (de Ceuta para más señas) ha venido a verme a Pekín y le he llevado a los lugares más típicos de la capital (Ciudad Prohibida, Palacio de Verano, Templo del Cielo...) e incluso de fuera (Pingyao, Shanghai, etc).

La visita me ha servido para redescubrir Pekin, ya que en circunstancias normales voy de casa al trabajo y del trabajo a casa, con esporádicas escapadas a bares, restoranes y cibertés.

He descubierto sobre todo, con gran deleite, que las entradas a los sitios altamente turísticos, también conocidos como "rollos de guiris", están mucho más baratos que antes. Mientras en otros lugares de China te pegan unos sablazos cada vez más gordos por visitar pueblos, montañas, parques, etc, en Pekín, las cosas están a mitad de precio que de costumbre, o incluso menos. Estos son los precios aproximados:

Muralla China: 40 yuanes, cuando antes costaba 100 (para saber precios en euros, dividir por 10).
Ciudad Prohibida: 40 yuanes, cuando antes costaba 80 en verano y 60 en invierno.
Palacio de Verano: 20 yuanes, antes eran 60 o así.
Templo del Cielo: 20 yuanes, antes creo que 40 o 50.

Una cosa que han hecho las autoridades pequinesas, por ejemplo en el Palacio de Verano, es cobrar una entrada baja  general y luego, en según que lugares del recinto (templos, edificios famosos, etc), cobrar pluses de unos 10 yuanes por sitio. Eso está bien porque así los pequineses que van al parque simplemente a pasear pagan menos que antes, ya que no desean pateárselo todo.

Me parece un buen cambio, sí señor. Ah, y también he decir que las restauraciones que están haciendo de cara a los JJOO no están tan mal, y eso que temíamos que todo acabaría pareciendo Disneylandia. El Templo del Cielo, por ejemplo, ha quedado muy bien.

También me ha parecido ver signos positivos en la conservación de ciertas callejuelas tradicionales, después de años de demoliciones. Muchos hutongs demolidos en años pasados han sido sustituidos por hutongs nuevos pero que mantienen el espíritu de los anteriores (a pesar de que nos temíamos que en ellos pondrían McDonalds). Me ha gustado, por ejemplo, el barrio tradicional que han arreglado cerca del Templo Lama (que además es donde voy a vivir a partir de ahora, durante al menos un año).

Todos los paseos de estos días me han hecho pensar que Pekín, si sigue así, quizá en el futuro, algún día, pueda ser considerada una ciudad bonita e histórica.

Por cierto, ya que he hablado antes de los billetes de entrada a los lugares turísticos, he de advertir al que no conozca China que en este país cobran entrada por entrar en:

- Montañas.
- Pueblos bonitos.
- Templos e iglesias.

A mí, sinceramente, lo de poner barreras a una montaña o un pueblo me parece increíble, y pienso que si algún día veo a un chino en mi villa del Pirineo (un bonito pueblo, en lo alto de una colina y con llamativa iglesia) le debería cobrar entrada triple.

Enlace Permanente

Por ahora hay 7 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



Laowais con brújula

16 de Enero, 2007, 0:23

El otro día un taxista en Pekín se me quejó de que todos los extranjeros "íbamos en dirección este". Explicación: este taxista tiene su casa en el oeste de la ciudad, y es por allí por donde trabaja, pero cuando un extranjero toma su taxi, le suele pedir que lo lleve al otro lado de la ciudad, al este. Aunque la carrera suele ser buena para él (unos 40 o 50 yuanes, es decir, 4 o 5 euros) suele implicar un buen atasco en el centro, y tener luego que hacer la penosa vuelta a casa, nuevamente a través del atascado centro. No siempre hay ánimos para ello.

Es cierto que los extranjeros suelen vivir en el este de Pekín. Allí están las embajadas y cámaras de comercio extranjeras, muchas oficinas de empresas foráneas, el aeropuerto, las zonas de bares, los puti-clubs, los restaurantes más pijos, las discotecas, las tiendas de falsificaciones... En fin, un Pekín que en parte se ha construido por y para los guiris.

De todas formas, hay que decir que el taxista quejumbroso a lo mejor tiene alguna vez que llevar a algún extranjero al norte de Pekín, que es donde están las universidades, la Ciudad Olímpica (que ahora no da muchas carreras a los taxis pero pronto las dará), la visitadísima Gran Muralla, la "otra" zona de bares y discotecas en Wudaokou...

En el oeste es verdad que pocos extranjeros se adentran, aunque bueno es saber que allí está la calle del té (Maliandao), que a más de un extranjero le gusta visitar. Además está la sede de la televisión china (con su pirulí y todo), y allí trabajan muchos extranjeros, entre ellos muchos hispanohablantes. También se encuentra allí la estación de tren del Oeste, que lleva a Xian, al Tíbet, a la Ruta de la Seda...

En cuanto al sur... La verdad es que el sur es un gran desconocido para los extranjeros. Yo apenas me he adentrado en él, quitando la obligada visita al Templo del Cielo. Allí hay otros dos famosos monumentos, el puente de Marco Polo y el yacimiento del Hombre de Pekín, pero están tan lejos que da pereza ir para allá a verlos.

En China, los puntos cardinales están en cientos de nombres de calles, barrios y lugares en general, por lo que uno siempre los tiene muy en mente. En España a veces no tengo ni idea de dónde está el norte, pero en Pekín, con sus calles cuadriculadas, es difícil olvidarlo.

El nombre de Pekín,de hecho, contiene un punto cardinal. Beijing, nombre en mandarín de la ciudad, significa "capital del norte". La ciudad de Nanjing significa, por contra, "capital del sur". También hay una "capital del este": no es otra que Tokio, que los chinos llaman Dongjing. Lo que ya no sé es si existe una Xijing, una "capital del oeste".

Los puntos cardinales en chino son por tanto Dong (este), Xi (oeste), Nan (sur) y Bei (norte). Los chinos cuando los nombran en orden siempre escogen el que acabo de usar: Dong-Xi-Nan-Bei. Y en chino, conocer el Dongxinanbei significa saber dónde está todo.

Enlace Permanente

Por ahora hay 11 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



En el ciberté

12 de Enero, 2007, 0:33

En los últimos seis meses no he tenido internet en casa (quizá lo más exacto sería decir que no he tenido casa). Por tanto, he escrito muchos de los posts en cibercafés pequineses. Así que voy a hablar un poco de ellos.

Los cibercafés no tienen muy buena fama en China. Especialmente desde que hace cinco años uno se incendió, causando la muerte de más de 20 personas. Por ello, tienen aspecto de lugar semiclandestino, y raramente están en las grandes avenidas. Normalmente se encuentran en callejuelas pequeñas, patios interiores, subterráneos, garajes... De todos modos, yo he desarrollado un sexto sentido para encontrarlos, por la cuenta que me trae.

A veces el cibercafé se combina con mesas de billar, otro de los "vicios" permitidos a los chinos (no hay, por ejemplo, máquinas tragaperras, aunque yo sí he visto alguna, en antros ilegales).

Los ciber suelen ser sitios bastante oscuros, para que te duelan bien los ojos mientras miras la pantalla, y el olor predominante es el del humo. Son de los pocos sitios de China donde verás fumar a mujeres.

No quisiera yo poner a parir del todo a estos lugares, así que diré que he estado en algunos que parecían salidos del siglo XXII, con unos ordenadores modernísimos de pantalla enorme. Y en muchos de ellos te puedes poner al día de la música que se escucha en ese momento en el país (fue en los cibercafés donde me enganché yo al Bupa Bupa).

Me gustaría poder decir que los chinos usan estos lugares como ventanas al mundo exterior, para informarse de lo que no pueden conocer a través de sus controlados medios de comunicación convencionales... Pero la verdad es que en la mayoría de los casos, la gente usa los cibercafés para jugar, chatear con el novio o novia y ver películas. Y todo eso, a la vez: una ventana en la pantalla abierta con el juego, otra con el chat, y otra con la película. A ver quién supera eso.


Estos meses, echando un vistazo a las pantallas de cualquier cibercafé, se puede ver que la mayoría de los chinos están jugando a un juego de carreras que se llama "Crazy Racing", similar al Super Mario Kart o alguno similar. No sé por qué, pero está haciendo furor entre los jóvenes. Aunque a mí el juego que más me llamó la atención fue uno en el que eres un pistolero chino en las calles del Shanghai de 1930 y tienes que matar malvados invasores japoneses.

Los menores de edad no pueden entrar en estos lugares de perdición, y en teoría al entrar tienes que mostrar un documento de identidad y registrarte, aunque no en todos los sitios siguen a rajatabla esta regla.

En chino, cibercafé se dice "wangba", que viene de "wang" (red) y "ba" (bar). Mucho ojo, porque la palabra se parece mucho -sólo cambia el tono- a una forma despectiva de decir "tortuga" que para los chinos es un fuerte insulto.

Enlace Permanente

Por ahora hay 18 comentarios

Escribe aquí tu comentario
(Comments in Chinese or English
are also welcome)

Referencias (0)

Compárteme en Facebook, Twitter, Menéame
y otros lugares pulsando aqui: Bookmark and Share



Artículos anteriores en Enero del 2007







Este blog -sorpresas te da la vida- recibió el premio Blasillo de Huesca 2006 al ingenio español en Internet

Y como no hay uno sin dos, fue galardonado poco después con el Premio 20 Blogs 2006 al mejor blog expatriado

Y agárrate bien a la silla, porque más de un lustro después, llegó el Premio BOBs 2012 al mejor blog en español




  
Translate
this page
into English


Mis adorados
(en español)

A un clic de China
Acupuntura China
Aorijia
Aprende chino blog
Arroz con cristales
Asia, Buda y rollitos de primavera
Asociación Cultural Amigos de China
Asociación Familias Adoptantes
Bitácora Sino-Cubana
Búsqueda de orígenes
Casa de España en Shanghai
China actual
China en su tinta
China es un Planeta
China Files
China Viva
China, por descubrir
Chinaempleo
Chinalati
Chino Ahora
Chino-China
Chinoesfera
Comida china de verdad
Emigrante retornada
En Beijing
Escala Pekín
Experiencia en China
Farolillos chinos
Foro Chino
Fútbol en China
Gazpacho Agridulce (cómic)
Global Asia
Guangzhou, mi casa
Historias de China
Humitas con Arroz
Importar productos de China
Infinity plus one
Instituto Cervantes en Pekín
La sabiduría del I-Ching
Latinoamericanos en China
Living in Pekín
Man Zai Er Gui
Mi vida y China
Ni Hao, Ni Daniel
Nordeste Asiático
Observatorio de la política china
Paella de Kimchi (desde Corea)
Pásame esa China
Pasión por China
Persiguiendo una ilusión
Quality Control Blog
Reflexiones Orientales
Revista de Oriente
Sapore di Cina
Sobre China
Sprachcaffe Chino
Toro y dragón
Trabajo en China
Viamedius
Xibanya
Y un poquito del vecino Vietnam
Zai China


Mis enchufados
(en inglés)

China Car Times
China Daily
China Digital Times
China Herald
China Hush
China Radio International
China.org
ChinaCulture
ChinaSMACK
Chinat0wn
Chinesepod
Chinos durmientes
CRCC Asia
Danwei
ESWN
Frog in a Well
Global Times
Global Voice
Hanzi Smatter
Layabozi
Ministry of Tofu
New Dynasty
Offbeat China
Shanghaiist
Sinalunya
Sinosplice
South China Morning Post
The Beijinger
Tibetan Altar
Transpacifica
Weibo Trends
Xinhuanet


Mis favoritos
(en chino)

Acramelo (escrito por un español)
Blog de mi amigo el artista Huang Wen
Zeng Jinyan


Mis predilectos
(en portugués)

Associaçao dos Macaenses


Mis queridos
(en catalán, valenciano, balear, LAPAO)

Sergi Vicente (corresponsal de TV3 en China)

 

Blog alojado en ZoomBlog.com

Creative Commons License
Los textos de este blog están bajo una licencia de Creative Commons.

Si eres el autor de alguna de las fotos colocadas en el blog
y no deseas que sea usada aquí,
notifícamelo y la retiraré