chinochano
            El mundo chino al alcance de tu chano


Inicio


En toda la web
En Chinochano

Chinochanadas
en Feisbuk
y en Twitter




Estos posts
te pueden servir
Estudiar mandarín en China 

Encontrar trabajo en China 

Hacer negocios en China 

Buscar piso
en China
 

Encontrar hispanos en China 

Tu nombre
en chino
 

Preparar el viaje
a China
 

Clima en China 

Llamar por teléfono desde China 

Ver TV china
en español
 

Libros sobre China 

Las mejores pelis chinas 

Chino mandarín
en tu ordenador
 

Hoteles en Pekín 

Restaurantes
en Pekín
 

Bares en Pekín 


Y si quieres ahondar
en un tema, aquí tienes posts sobre...
01. Música china
o sobre China


02. Cine y TV
en China


03. Arte y literatura de China

04. Historia
de China


05. Idioma chino

06. Comer y beber en China

07. Viajes por China y alrededores

08. Política y actualidad en China

09. Vida cotidiana en China

10. Nombres y apellidos chinos

11. Pekín,
esa ciudad


12. Shanghai,
esa ciudad


13. Hong Kong y Cantón, esas ciudades

14. Tíbet y Xinjiang

15. Taiwán

16. India, el otro gigante asiático

17. Japón y Corea

18. Sureste asiático

19. Fútbol chino

20. Otros deportes en China

21. Bellezas chinas

22. Amor y sexo
en China


23. China en mapas

24. Juegos
para los lectores


25. Consultorio
para los lectores


26. Asuntos personales

27. Cosas inclasificables

 


Freak-show en un palacio imperial

3 de Mayo, 2007, 0:01

Hace unos días, en mi viaje con la revista El Jueves a cuestas, pasé por una ciudad china que se llama Changchun. Para que veáis dónde está Changchun os muestro este mapa tomado de la National Geographic:


Changchun es una típica capital provincial china, muy grande, con mucha gente, muchos coches, pero no demasiado que ver. Al menos, en apariencia, porque en esa ciudad tuve la ocasión de contemplar uno de los espectáculos más frikis de mi estancia en China.

Fue en el más famoso monumento de la ciudad, que es el palacio donde vivió Pu Yi, el último emperador de China. El de la peli de Bertolucci, exacto. Y es que Changchun fue la capital de Manchukuo, un país inventado por los japoneses en el noreste de China para justificar su invasión de 1931. Pusieron como emperador de ese pseudo-país a Pu Yi, que había sido destronado en China y se moría por ser nuevamente monarca, y más si era de Manchukuo (Manchuria), que era la tierra de sus ancestros.

Bueno, pero las cuestiones históricas las dejamos para otra ocasión, lo que os quiero contar es el espectáculo friki que hay dentro de ese palacio.

Aquí tenéis la entrada para el show: como veis, sale una mujer con un cuerpo de esqueleto...


Tras pagar y picar la entrada, te meten en un pequeño salón de actos. Apagan las luces, se descorre una cortina, y aparece una mujer vestida con un traje tradicional chino. La chica está de pie, quieta y un poco hierática, pero se ve claramente que es real, hasta mueve los brazos y la cara, y los pliegues de su vestido se mueven también.

De repente, en una décima de segundo ¡plaf! el vestido cambia por arte de magia y se convierte en otro. La chica es la misma, y tanto ella como el vestido se nota que son tridimensionales y reales, se siguen moviendo los pliegues con total normalidad.

El truco se repite varias veces con distintos vestidos tradicionales chinos... y en cierto momento ¡plaf! el cuerpo se convierte en un esqueleto, aunque la cabeza sigue siendo la de la chica. E instantes después, ¡plaf! ocurre al revés: el cuerpo es de una china con traje tradicional, y la cabeza es una calavera. Intenté hacer una foto de ese momento, pero debido a la oscuridad, y a la emoción que me embargaba, sólo me salió esto:


El espectáculo óptico, del que no acabo de descubrir el truco, me impresionó. No sólo por el show en sí, sino por el hecho de que era mostrado en un antiguo palacio imperial, un lugar tan histórico y serio... Una muestra más de que en China, todo es posible en cualquier lugar, porque los chinos tienen un sentido menos rígido de "lo que es apropiado" en un sitio o no.

También hay que decir que los chinos se toman el reino de Manchukuo bastante a coña, así que no creo que nadie se ofenda porque haya cosas circenses en ese palacio real. Es más, creo que el espectáculo lo montan para animar un poco más a la gente a visitar el lugar, pues si no, a lo mejor ningún chino querría visitar un sitio que muestra una parte de su historia que no les gusta (la invasión japonesa).

Podría cundir el ejemplo en el extranjero, y quién sabe, a lo mejor en el futuro en el Palacio del Pardo de Madrid ponen malabaristas, o domadores de elefantes, y así la gente se olvida un poco de que fue la residencia de Franco...

En fin, curiosidades y extrañezas aparte, el palacio imperial de Changchun es un lugar interesante si os gusta la historia. Se muestra muy bien la vida del Último Emperador, y aunque los chinos no volverían a la monarquía ni hartos de vino, tratan su figura con mucho respeto en las exposiciones. Lo muestran de la misma forma que la película de Bertolucci: un hombre que tuvo la desgracia de nacer emperador, muy caprichoso pero muy desgraciado. Que intentó cambiar el triste rumbo de su vida de muchas formas, casi ninguna acertada, y fue víctima de la historia.

Una cosa que me gustó del palacio y sus exposiciones, y que ocurre en muchos otros museos y lugares históricos de China, es que te dejan hacer fotos en los interiores. Aquí tenéis una imagen que hice a una coleta de Pu Yi, y de sus gafas (las que en la peli causan gran malestar entre los cortesanos, porque no querían que un emperador chino llevara anteojos).


Y otra foto con la silla donde Pu Yi se cortaba el pelo, pelo que era guardado en bolsas porque una parte del cuerpo del emperador no podía tirarse a la basura:


Enlace Permanente

Por ahora hay 19 comentarios





Este blog -sorpresas te da la vida- recibió el premio Blasillo de Huesca 2006 al ingenio español en Internet

Y como no hay uno sin dos, fue galardonado poco después con el Premio 20 Blogs 2006 al mejor blog expatriado

Y agárrate bien a la silla, porque más de un lustro después, llegó el Premio BOBs 2012 al mejor blog en español




Archivos
Diciembre 2016 
Noviembre 2016 
Octubre 2016 
Septiembre 2016 
Agosto 2016 
Julio 2016 
Junio 2016 
Mayo 2016 
Abril 2016 
Marzo 2016 
Febrero 2016 
Enero 2016 
Diciembre 2015 
Noviembre 2015 
Octubre 2015 
Septiembre 2015 
Agosto 2015 
Julio 2015 
Junio 2015 
Mayo 2015 
Abril 2015 
Marzo 2015 
Febrero 2015 
Enero 2015 
Diciembre 2014 
Noviembre 2014 
Octubre 2014 
Septiembre 2014 
Agosto 2014 
Julio 2014 
Junio 2014 
Mayo 2014 
Abril 2014 
Marzo 2014 
Febrero 2014 
Enero 2014 
Diciembre 2013 
Noviembre 2013 
Octubre 2013 
Septiembre 2013 
Agosto 2013 
Julio 2013 
Junio 2013 
Mayo 2013 
Abril 2013 
Marzo 2013 
Febrero 2013 
Enero 2013 
Diciembre 2012 
Noviembre 2012 
Octubre 2012 
Septiembre 2012 
Agosto 2012 
Julio 2012 
Junio 2012 
Mayo 2012 
Abril 2012 
Marzo 2012 
Febrero 2012 
Enero 2012 
Diciembre 2011 
Noviembre 2011 
Octubre 2011 
Septiembre 2011 
Agosto 2011 
Julio 2011 
Junio 2011 
Mayo 2011 
Abril 2011 
Marzo 2011 
Febrero 2011 
Enero 2011 
Diciembre 2010 
Noviembre 2010 
Octubre 2010 
Septiembre 2010 
Agosto 2010 
Julio 2010 
Junio 2010 
Mayo 2010 
Abril 2010 
Marzo 2010 
Febrero 2010 
Enero 2010 
Diciembre 2009 
Noviembre 2009 
Octubre 2009 
Septiembre 2009 
Agosto 2009 
Julio 2009 
Junio 2009 
Mayo 2009 
Abril 2009 
Marzo 2009 
Febrero 2009 
Enero 2009 
Diciembre 2008 
Noviembre 2008 
Octubre 2008 
Septiembre 2008 
Agosto 2008 
Julio 2008 
Junio 2008 
Mayo 2008 
Abril 2008 
Marzo 2008 
Febrero 2008 
Enero 2008 
Diciembre 2007 
Noviembre 2007 
Octubre 2007 
Septiembre 2007 
Agosto 2007 
Julio 2007 
Junio 2007 
Mayo 2007 
Abril 2007 
Marzo 2007 
Febrero 2007 
Enero 2007 
Diciembre 2006 
Noviembre 2006 
Octubre 2006 
Septiembre 2006 
Agosto 2006 
Julio 2006 
Junio 2006 
Mayo 2006 
Abril 2006 
Marzo 2006 
Febrero 2006 
Enero 2006 
Diciembre 2005 
Noviembre 2005 
Sicilia 1947 

 

Blog alojado en ZoomBlog.com

Creative Commons License
Los textos de este blog están bajo una licencia de Creative Commons.

Si eres el autor de alguna de las fotos colocadas en el blog
y no deseas que sea usada aquí,
notifícamelo y la retiraré